Mis hogares

¿Qué es eso que te hace sentir seguro y tranquilo? Un profesor hizo esta pregunta el otro día, pero creo que la interpreté de manera equivocada. Yo respondí que mis amigas, cuando él estaba hablando de dinero. Supongo que mi mente se fue a otra parte, y en vez de pensar en qué es lo que me hacía sentir de esa manera, pensé más bien en quién.

Hay amistades que son hogares.

Cuando pienso en hogar no pienso en algo material. Para mi significa comodidad, seguridad, tranquilidad, y amor. Es saber que puedo llegar a mi casa después de un día intenso y que mi mamá me va a preguntar por mi día. Es eso que siento a veces en abrazos largos con gente que amo.

Algunos hogares se acaban, y eso está bien. Tengo pedacitos regados entre varias personas y lugares. A cada rato encuentro nuevos.

Hay hogares que duran más que otros. Te esperan con paciencia, y cuando llegas a ellos te ofrecen un abrazo y una taza de té. O un café.

Creo que a veces uno va por ahí buscando hogares. Tal vez para encontrar uno, se debe de salir de otro. Dicen que no sabes lo que tienes hasta que lo pierdes. Tal vez para apreciar la comodidad es necesario dejar de tenerla.

En mi, hay un hogar para la gente a la que amo. Espero que esa gente lo sepa, y venga pronto a visitar.